9+1

 Exposición en ComaNegra.

Por Julia Alonso Núñez

El “espai ComaNegra” es difícil de encontrar si uno desconoce el entorno, y es que Barcelona parece más grande y más hambrienta cuando uno busca entre los carteles y grandes edificios un espacio que opta por el silencio cuando todo tiende al ruido.

Featured image

El transeúnte interesado puede encontrar esta  pequeña editorial  medio escondida tras una de esos grandes arcos que definen los portales –y la historia- de Consell de Cent.

Tras la enorme puerta y como quien atraviesa la madriguera del conejo, se nos aparece un pasillo oscuro que trae del olvido la callejuela antigua.A la  derecha y como pasando revista, una larga hilera de buzones dan fe de que allí “se está cociendo algo”.Cristina Savall  describirá en su día este conjunto eclético como una “isla de la creatividad” pero nosotros lo hemos entendido como una trinchera.  Uno se adentra, cual salvaje encontrando un Edén tranquilo y descubre este pequeño espacio diáfano  apartado del mundo; un conjunto peculiar y variado donde se entremezcla la tranquilidad de los pisos destartalados y la primavera enérgica de varios grupos que han hecho de lo creativo vida, oficio y bandera: talleres de artistas, pequeñas empresas de ilustración diseño y artesanía se nos aparecen aquí y allá, cada una con un olor pero todas cohesionadas. Resisten. Aquí huele al buen gusto y a frescura; vemos persianas pintarrajeadas. Vemos cacharros, suvenires, recuerdos y ready-mades que no desentonan con todo un juego de plantas y detalles que aquí y allá distraen y hacen saltar los ojos. Las sillas, dispuestas por todo el recinto, nos  invitan a quedarnos.

La nave, pequeña pero coqueta, ha sido alunizada estos días y hasta el 25 de mayo por la exposición 9+1; un grupo de jóvenes de la cantera Massana que expone aquí proyectos variados y de gran potencia;

Apreciamos  una gran ruptura en las técnicas y los estilos; una cosecha variada de piezas que abarcan desde la ilustración y lo fotográfico al video y la instalación sin cortarse un pelo.

Al fondo, y presidiendo la sala, un video presentado por Laurianne Macron sirve para establecer relaciones visuales entre el paisaje, el video  y la distorsión,  generando imágenes abstractas de lo cuotidiano. Este concepto “lo abstracto” es también afrontado por Aina Dorda, quien nos trae dos imágenes de mediano formato donde se parte del zoom y la macro para revelar la esencia del detalle y la textura de las cosas.

Berta Vila y Julia Alonso optan por la imagen física apostando por temáticas próximas desde disposiciones  muy diferentes; la primera nos trae una serie fotográfica que habla de la mueca y la expresión del cuerpo; una cara que –como serie- “flota” en la pared y describe tiempo y trayectoria. Choca de pleno con la lectura íntima que ejerce la segunda; nos enfrentamos a una pequeña mesa con dos sillas y la proximidad de unas postales para hablar de la construcción del rol desde la mitología y el arquetipo; al fondo, un ídolo posmoderno nos recuerda y se ríe del pantocrátor mostrando dos enormes pechos.

Lo manual de la pintura enlaza directamente con la obra artesanal que está produciendo Jaume Ribalta; vemos jarrones y piezas lacadas que con gran detalle  acompañadas por la última serie que está construyendo; una enorme serie que analiza y plantea tipologías diferentes de un mismo concepto “el hogar” a partir de la cerámica.

Marc Gómez, nos sorprende con dos pequeñas esculturas que hablan de lo urbano;

El primero, un rostro en la pared exterior de la nave en el patio  nos puede pasar desapercibido pero del que después uno no  puede apartar la vista.  Ya en el interior, un cubo conceptual que –oliendo a  urbe y asfalto- integra el frío del cemento con el calor y la vida de las plantas que crecen –emanan- de su interior.

Misma línea –el cemento, lo urbano, el detalle que pasa desapercibido- está plasmando Arnau Brell cuando reúne imagen y video para hablar de las instalaciones callejeras que está realizando; el lenguaje camuflado en persianas y verjas, el peso –hoy tan liviano- de las palabras y los problemas que el espacio público y el monopolio de lo simbólico están ejerciendo sobre nuestros creadores.

Un conjunto variopinto que despierta la curiosidad y la sonrisa, que invita a entrar y pasearse, a escuchar y formular preguntas.

1.- http://comanegra.com/

2.-http://www.elperiodico.com/es/noticias/barcelona/isla-creatividad-1491581

Featured imageFeatured imageFeatured imageFeatured image

Featured imageFeatured image

Featured image

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out /  Canvia )

Google photo

Esteu comentant fent servir el compte Google. Log Out /  Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out /  Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out /  Canvia )

S'està connectant a %s